La baja siembra de trigo enciende alertas: del precio del pan al ingreso de dólares

admin
Las entidades del agro destacaron que hay un menor nivel de cultivo del trigo que en algunas provincias. Se acerca al más bajo en once campañas.

Las condiciones climáticas y las dudas sobre la rentabilidad en el mercado local motivaron el recorte de las proyecciones de intención de siembra de trigo que relevan tanto la Bolsa de Cereales de Córdoba como la de Buenos Aires.
Según la entidad mediterránea, la intención de siembra de trigo en la provincia se ubica para la campaña 2024/2025 en 809.000 hectáreas. Así, estiman la menor superficie sembrada en 11 campañas en la provincia.

Si bien resta mayor definición de las lluvias otoñales, la rentabilidad esperada para el trigo más el precio vigente dificultan que se vea un aumento en la superficie y enciende una luz de alerta por el precio del pan.
En el mismo sentido alertaron desde Rosario que los fuertes episodios de lluvias recientes, que estiman que tendrán efecto sobre la soja, aumentan las reservas de humedad de la tierra hacia la campaña de trigo, aunque la expectativa del fenómeno de la Niña puede traer largos períodos de sequedad.
EL CLIMA Y LOS COSTOS
Según el diario El Cronista, entre las causas del recorte de la siembra, el 60% están vinculadas a cuestiones de humedad del suelo o pronósticos climatológicos, mientras que más del 30% se relacionan con cuestiones de costos y rentabilidad.
Señalaron además que otro de los factores que deben tenerse en cuenta y que aún no fueron medidos es el impacto de la chicharrita, ya que consideran que si un productor pierde rentabilidad por el daño del maíz que están cosechando en estos días, el productor puede no avanzar en la siembra de la fina.
Algo similar puntualizaron desde la entidad bonaerense: si bien las condiciones agro climáticas son favorables, la expectativa por la Niña y los costos elevados de los insumos sobre la rentabilidad del cereal presionan sobre las expectativas. En este caso, la superficie sembrada se ubicaría en 5,9 millones de hectáreas, un 6,9% por abajo del promedio de las cinco campañas anteriores.
Actualmente el precio por tonelada se aleja de su máximo alcanzado en 2022 y opera en torno a los USD212 la tonelada, un 32% menos que en abril del año pasado y un 14% menos que el promedio operado en los últimos 5 años.
TODO SUBE
En Argentina, desde principios de marzo el precio FOB se ha recuperado y alcanzó los USD 230 por tonelada. Por el lado de los insumos, los más importantes, como la urea y el fosfato diamónico registraron subas en comparación a los precios del año anterior.
“El número está ajustado”, dijo el analista de Romano Group, Salvador Vitelli, en una charla organizada por el centro de capacitación agropecuaria Agroeducación: “Los perfiles de la lluvia entusiasman a hacer la fina, pero los números están malos. Alguna recomposición sería buenísimo con quita de retenciones, para apuntalar las expectativas.

DIARIO NORTE.-

Share This Article
Leave a comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *